lunes, 26 de abril de 2010

... dice mi amigo Antonio

Algunos de los artículos que cuelgo aquí, me los hace llegar mi amigo Antonio Paraíso, que es sociólogo y buen rastreador. Y como los mensajes que acompañan a los artículos no suelen tener desperdicio, le he pedido permiso para transcribirlos en este blog. Gracias, Antonio.

Ah, por cierto, lo de "los demás también lo hacen" a mí no me vale. Yo no doy patente de corso a nadie y cuando se roba a los ciudadanos no se es más o menos de derechas o de izquierdas, se es un "indeseable". Ese tipo de comportamientos merman de recursos económicos al Estado impidiéndole emprender políticas sociales para sacar a aquella gente que vive en la pobreza y permitirla, desarrollando sus potenciales cualidades, que contribuya activamente a mejorar la sociedad en la que vive.

Pero claro, si uno piensa que lo mejor es liberalizarlo todo y que el Estado no tenga un papel principal en la sociedad, pues como no va a decir esa máxima de que "los pobres son pobres porque quieren, pues quien quiere progresar en esta vida bien que puede hacerlo" . La verdad es que tienen toda la razón: Todos hemos nacido en el barrio de Salamanca, nuestros padres nos ayudaban explicándonos claramente cómo resolver logaritmos neperianos o integrales -si aún así no nos enterábamos no importaba, nos ponían profesores particulares, ¡eran tan baratos! -, nos mandaban a Inglaterra a un colegio todos los veranos desde que cumplíamos 9 años, y en el colegio, el instituto y la universidad hacíamos amistades duraderas con hijos de jueces, empresarios, políticos, y otras personalidades de la sociedad de reputación contrastada cuyos padres, casualmente, eran amigos también de los míos. Cuando llegamos a la edad adulta y tenemos que progresar, todo el que quiere puede fácilmente hacerlo ya que todos, absolutamente todos, tenemos la formación suficiente para conseguirlo porque, ¿quién no tiene la capacitación necesaria para levantar el teléfono y llamar a su antiguo compañero de facultad para que le recalifique a urbano unos terrenos que acaba de comprar como rústico? o ¿quien no puede decirle a su padre que llame a su amigo Borja y le haga, ya que éste casualmente es el Secretario del Consejo de Administración de la multinacional Indria, el favor de colocarme como adjunto a Dirección de algún departamento? pues como hablo inglés perfectamente, estoy Licenciado por el ICADE y tengo un M.B.A. por Harvard...


Antonio Paraíso

3 comentarios:

Machacando las Almendras dijo...

Buenas reflexiones.

Un saludo.

Mayte Sánchez Sempere dijo...

Como casi siempre que paso por aquí, dejo una opinión discrepante o una puntualización...

Conozco a muchas de esas personas que lo tienen todo, absolutamente todo. Esos no progresan, se mantienen o si acaso se pulen lo que sus padres o abuelos ganaron, porque están acostumbrados a tener todo resuelto y no saben apreciarlo.

Pero conozco también a muchas otras personas que no han tenido nada, que todo lo han conseguido a base de trabajar... esos si han progresado. Algunos no son directores generales de nada, claro, ni falta que les hace: son honrados obreros que han conseguido lo que tienen por si mismos, sin ayudas ni de su familia ni del estado. Y otros, amigos, vecinos de mi barrio, son catedráticos o jueces. A base de estudiar y trabajar al mismo tiempo, de currárselo, vaya.

Yo si creo que se puede dejar de ser pobre a base de trabajar, siempre y cuando, claro, se les dé la oportunidad. Pero prosperar, mejorar, no es solo tener mucho dinero y un cargo directivo. Eso es un error, no hay puestos ahí arriba para todos y no todos valemos para eso. Y ojo, también hay hijos de "papá" muy inteligentes y válidos que no deberían ser menospreciados solo por haber tenido dinero.

Las licenciaturas en ICADE o ICAI no las regalan ni las venden, si eres bueno incluso te dan beca... pero tienes que ser muy bueno. Y lo digo porque he conocido niñatos de pasta que han querido entrar y no han podido porque no daban la talla y también he conocido a algún otro, muy humilde pero muy inteligente, que ha entrado con beca. Quiero decir que, nos guste o no, hay titulaciones que tienen prestigio porque exigen un nivel alto de conocimientos y de trabajo.

Y por hoy, ya vale de opinar, que me pongo pesada y acabaréis tomándome manía.

Luis dijo...

Antes que nada, un saludo. Me parece muy interesante el blog y con tu permiso me gustaría poder "mover" algún post al mio si no tienes inconveniente.Espero tu respuesta y en cualquier caso, gracias.